¡Buenos días!

¿Qué tal el fin de semana?

Hoy quería hablaros de los diferentes tipos de gateo que conocemos. En ocasiones, me encuentro con familias preocupadas porque su bebé no gatea «normal», a veces es solo por desconocimiento y otras les recomiendo ir a un especialista que les ayude con el proceso. Aquí os hablo de una clasificación específica, no es la única, pero para mí es una de las más completas.

Os dejo el enlace al primer post que escribí resaltando la importancia del gateo y los beneficios que traen a nuestro bebé.

https://wordpress.com/block-editor/post/pedagogiamaria.wordpress.com/114

Tipos de gateo (Patrick et al. 2009):

  • Gateo típico. Se apoya en sus manos y su rodillas, mueve brazo y rodilla opuesta y viceversa. (A)
  • Gateo de oso o gateo con manos y pies. El bebé mueve las manos y los pies, sin doblar las rodillas ni los codos. (B)
  • Mezcla de paso a paso. Va empleando el pie de una pierna y la mano de la contraria y viceversa. (C)
  • Arrastre. En este tipo de desplazamiento emplean solo los brazos, reptan hacía delante y arrastran todo el cuerpo, la barriga toca el suelo. Puede ser para delante y para atrás. (D)
  • Sentado. Con el culo apoyado en el suelo en posición de sentado se mueve con la fuerza de los brazos. (E)
  • Gateo de remo. Empieza sentado sobre una sola pierna, se va balanceando con los dos brazos, las manos y la otra pierna, asi va avanzando. (F)
(Patrick et al. 2009)

Es importante que respetemos el ritmo de nuestro bebé. Si observamos alguna dificultad, falta de motivación, hay que consultar a un profesional que os pueda guiar.