¡¡Hola!! ¿Cómo estáis?

Personalmente, soy muy partidaria de escuchar música y bailar un ratito todos los días con los niños y niñas. Por eso, os quería contar las razones para hacerlo. ¿Qué conseguimos escuchando música?

  • Estimula los sentidos (vista, tacto, oído,…)
  • Aumento de la memoria y de la atención
  • Crea momentos de interacción entre padres e hijos
  • Aumenta y mejora el autoestima. Genera seguridad
  • Fomenta la creatividad
  • Ayuda a expresar las emociones
  • Mejora la coordinación y el equilibrio si lo acompañamos con bailes

¿Estás cansada de escuchar los cantajuegos? Aquí unos temazos para bailar con tus hijos.