¡Aloha!

Hoy quiero escribir sobre una película que me parece la bomba. Me pareció todo un descubrimiento cuando la vi hace 3 años.

Es una película estadounidense de 2015, que cuenta la historia de la mente de una niña a lo largo de un periodo importante en su vida. En ella hablan cinco emociones: la alegría, el asco, el miedo, la ira y la tristeza.

La recomiendo para todas las personas mayores de 7 años.

¿Solo a partir de 7 años? Sí. Los más pequeños es muy probable que no pillen la mayor parte de cosas, y corremos el riesgo de que se hagan un poco de lío en su cabeza. Además dura 1hora y 42 minutos, que es muchísimo para un niño de menos de 7 años.

1436170192_266781_1436189520_noticia_normal.jpg

¿Porqué verla?

Adentra a los niños en un mundo maravilloso. En el autoconocimiento y en el conocimiento de los demás. No solo habla de las emociones; habla de los recuerdos, de la personalidad, del subconsciente, de los sueños, de la memoria, de las creencias y de la imaginación.

Esta película da pie a que los niños sepan expresar cómo se sienten de forma correcta, a trabajar según qué emociones en algunos momentos, a empalizar con compañeros y amigos, entre otras cosas. La podemos emplear como actividad en clase o en casa.

 

Espero que os guste.

Un abrazo,

 

María